Bueno bueno, acabo de leer en un periódico que no voy a enlazar para no hacerle promoción, ya que lo leo con la nariz tapada, que se nos separa la infanta.

Era un secreto a voces, yo que no me entero de nada lo venía oyeno hace años, así que la gente informada debía de saber todo tipo de detalles. Tampoco hay que hacer sangre, estas cosas son dolorosas, y si hay hijos de por medio, uso y abuso de drogas duras, enfermedades mentales… la verdad es que es mejor dejarlo ahí.

Otra noticia relacionada con el borbón es que a los caricaturistas de el jueves les ha caído una multa (3.000 leuros o algo así) por el dibujo, y, atención por el texto que lo acompañaba. El juez considera ambos “injuriosos”. Por lo tanto, interpreto yo, insinuar que la regia pareja son unos vagos que viven a cuerpo de rey (perdón, chiste fácil) de todos nosotros puede ser considerado delito, sin que haya postura sexual ni nada. Espero que esto se recurra hasta el fin del mundo.

El caso es que este año creo que marcará un punto de inflexión en cuanto a la monarquía y, sobretodo, su tratamiento informativo social. Así que yo recuerde el año empezó con el episodio de la caza del oso borracho, siguió con ataques de la COPE que le ha llamado de todo menos “fistro pecadorrrr de la pradera”, luego tuvimos a Anasagasti en una patada al clásico “Dios, Fueros y rey” del nacionalismo vasco, lo de la caricatura de el jueves, las críticas al monto y la opacidad de su asignación presupuestaria, lo de la quema de fotos etcetra, la salida de tono dela Cumbre Iberoamericana ante otro jefe de estado (este electo) y lo de la separación de su hija de hoy mismo. Y de mas cosas que se me pasan, seguro, que mi memoria es muy flaca.

Además, y esto me interesa más, en un contexto de crecimiento del republicanismo político y social. Hace mucho que no es misión imposible comprar “merchandaising” republicano, hace tiempo que es difícil ir a una manifestación (decente) y no ver banderas tricolores, cada vez hay que explicar a menos gente “de donde es esa bandera”, etc.

El movimiento es fragmentario, minoritario, contradictorio, discontinuo, folclórico y todo lo que se quiera, pero parece que ha venido para quedarse, y que por arriba y por abajo, por izquierda y por derecha no parezca una locura plantearse el modelo de estado, como si se estuviera discutiendo la ley de la gravedad, es un escenario que hace sólo diez años era sencillamente impensable.

Total, un auténtico Annus Horriblis ¡¡Aprovechemos el momento!!, aunque no conviene olvidar que la monarquía inglesa ya ha visto una década desde su Annus Horriblis.

Anuncios

  1. 1 ¿Muñeca “Real”? « ceronegativo

    […] ¿Soy un republicano paranoico sin cura? ¿Hay una conspiración para meternos a la princesa hasta en la sopa? ¿Responde Letizia al esquema de neopijadescocada con el que se hacen ahora todas las muñecas? ¿Sera para conjurar el Annus Horriblis monárquico? […]




Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


  • Citas importantes

  • RSS Madrid hace 72 años

    • Se ha producido un error; es probable que la fuente esté fuera de servicio. Vuelve a intentarlo más tarde.
  • RSS pce.es

    • Se ha producido un error; es probable que la fuente esté fuera de servicio. Vuelve a intentarlo más tarde.
  • RSS iloveIU.org

    • Se ha producido un error; es probable que la fuente esté fuera de servicio. Vuelve a intentarlo más tarde.
  • RSS interesante

    • Se ha producido un error; es probable que la fuente esté fuera de servicio. Vuelve a intentarlo más tarde.

A %d blogueros les gusta esto: